"...Lisandro, todo esto lo construí para mi Amada, ella soñaba un lugar donde casarse y yo se lo hice"

Esa corta y potente confesión fué la que Nicanor me dijo mirando bajo una llovizna finita el hermoso espacio que construyó con sus propias manos para que sea el lugar perfecto de su Boda. Arriba, alto en una sierra, con nada más que paisaje alrededor. Planear por meses, desmalezar caminos, armar otros y soñar con una hermosa vista bien alto en el medio de las sierras de Córdoba.

¿Cómo no se podría enamorar una mujer de un hombre que te construiría un lugar para decir "Sí, quiero"? Imposible no hacerlo, y esa es la razón por la cual  María José y Nicanor hace muchos años que ya son una familia que lograron armar con 3 perros de uno y 2 de otro, y ahora construyen de a poco esta Historia con el apoyo de la familia y los verdaderos amigos que son los que dieron el soporte a una jornada que se transformó en fría y lluviosa, pero - como otras veces he dicho - fueron el elemento más importante para que esta hermosa pareja disfrutara de este día tan importante.

Sin nuestros amigos, los que realmente nos conocen y quieren estar con nosotros sin importar las circunstancias, no tenemos mucho lugar donde movernos y seguir. Son el soporte. No importa si son 5 o 500, si hace frío o hay sol, si la vista es despejada o la niebla y la llovizna lo cubre todo, el que cada persona importante esté a nuestro lado transforma cualquier noche fría y lluviosa en algo cálido y luminoso.

Vean el resumen de esta hermosa pareja, llena de amor, con un Novio emocionado, una Novia bellísima que prometió no llorar y - para mi desgracia - cumplió! (quería esa foto!) y un casamiento al estilo campero con asados y empanadas!

Preparativos Majo: Casa Kokopelli / Maquillaje: Florzinha Make Up / Peinado: Miguel Mendez / Servicio Catering: Chef Miguel Albelda / DJ:  los chicos de Berberian.

 Disfruten!!!